loading...

Remedios Caseros para el Herpes Genital

loading...

Remedios Caseros para el Herpes Genital: 7 Recetas que Funcionan

Remedios -Caseros -para -el -Herpes-Genital
Remedios -Caseros -para -el -Herpes-Genital

El herpes genital es una infección de transmisión sexual (DST) transmitida por virus que ataca la piel en las regiones genital, anal, perianal, perineal, nalgas y dentro de los muslos. La enfermedad causa lesiones dolorosas, pudiendo llevar la picazón y, así, aumentar los riesgos de sufrir una contaminación bacteriana secundaria.

A los primeros signos de herpes genital es esencial buscar ayuda médica lo más rápido posible. El tratamiento se realiza básicamente a través de medicamentos antivirales, que alivian el dolor y la incomodidad causados durante una crisis, curando las lesiones con mayor rapidez.

¿Remedio casero para el herpes genital funciona?

Debido a la irritación intensa en la piel, quien sufre con el herpes genital tiende a buscar diversas alternativas caseras para aliviar los dolores. De acuerdo con el contagioso Claudio Gonsalez, las prácticas caseras para el tratamiento del herpes no se consideran dentro de la medicina convencional, porque no tienen comprobación de ser seguras.

Sin embargo, el especialista indica que existen prácticas caseras pueden sí contribuir al alivio del dolor, pero es necesaria la aprobación del médico.

“El uso de medicamentos o sustancias con la función medicamentosa siempre debe tener la evaluación y orientación de un médico, para que la elección sea segura y pueda garantizar que los beneficios sean superiores a eventuales acontecimientos adversos”, dijo

Según Cláudio, los remedios caseros para herpes genital más indicados popularmente y que ayudan a aliviar sus síntomas son:

Extracto de propóleos.

El propóleo posee una óptima acción terapéutica: inmunoestimulante, antioxidante, anticancerígeno, anti-inflamatorio y antibiótico. “Por ser conocido por las propiedades cicatrizantes, el propóle puede ser utilizado con el fin de ayudar a curar las heridas causadas por el herpes genital”, considera el especialista.

Té de salsaparrilla.

La salsaparrilla es una planta muy usada como aromatizante natural para alimentos y bebidas, pero también ha sido utilizada desde hace muchos años por la medicina. Beber o pasar el té de salsaparrilla en el sitio inflamado puede ser una buena opción debido a la acción anti-inflamatoria presente en la planta.

Té de mora.

El té de zarza es una bebida hecha con las hojas de la zarza, pero también es posible utilizar el fruto para preparar la bebida. La amora es una fruta rica en fibra, levaduras, flavonoides, antioxidantes, potasio, manganeso, magnesio, hierro, vitamina C, vitamina E, vitaminas del complejo B y vitamina K.

Debido a todos estos nutrientes, el té de amora contribuye a la cicatrización y reducción de la inflamación.

El ajo.

El ajo contiene sustancias capaces de proporcionar una serie de beneficios para el organismo. “Este alimento es considerado un poseedor de propiedades antibióticas, antimicrobianas y anti-inflamatorias, es un coadyuvante para secar y cicatrizar las heridas, previniendo el surgimiento de infecciones”, afirma Claudio Gonsalez.

Aceite de melaleuca.

El aceite de melaleuca posee propiedades consideradas antisépticas, antifúngicas, parasiticidas, germicidas, antibacterianas y anti-inflamatorias, pudiendo ser utilizado en el combate y prevención de infecciones secundarias y reducción de la incomodidad causada por el herpes genital.

Aceite de ricino.

El aceite de ricino se extrae de las semillas de la mamona, conteniendo ácido undecilénico que actúa impidiendo la proliferación de hongos y bacterias, además de secar las heridas causadas por el virus del herpes.

Té de camomila.

La flor de la manzanilla, cuando se sumerge en agua caliente para preparar el té, libera aceites esenciales con propiedades calmantes, antioxidantes y anti-inflamatorias. “Las compresas de té de manzanilla, ya ampliamente utilizadas en el medio hospitalario, con sus propiedades anti-inflamatorias y que alivian el ardor”, dijo el infecto.

¿Cómo evitar el herpes genital?

La mejor forma de prevenir el herpes genital y otras enfermedades de transmisión sexual (ETS) es hacer uso de preservativos durante actos sexuales. La única forma 100% garantizada de no contraer ningún tipo de ETS es no mantener relaciones sexuales, entonces cuanto más cuidado tenga durante el acto, mejor.

En el embarazo, si la madre es diagnosticada con herpes genital, el médico recomendará el uso de medicamentos antivirales para evitar que el bebé contraiga la enfermedad durante el parto. En último caso, la cesárea puede ser considerada también como una opción.

FUENTE

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

loading...